ALIANZA LIMA 2017: EL JUSTO CAMPEÓN DEL DESCENTRALIZADO

ANÁLISIS DEL TÍTULO BLANQUIAZUL. Tuvo que pasar casi 11 años para que el pueblo aliancista disfrute de la gloria absoluta, salir campeón.

La última vez que un hincha ‘grone’ disfrutó de ver a sus ídolos alzar la copa del Torneo Descentralizado fue en el 2006, cuando el uruguayo Gerardo Pelusso dirigía en esa recordada final con Cienciano. Después de esa obtención, muchos adeptos ‘íntimos’ soportaron burlas y críticas por perder dos finales nacionales, contra Universitario (2009) Juan Aurich (2011) y la más reciente ante Sporting Cristal por el Clausura en Arequipa (2014).

Y es que ser hincha de Alianza Lima seguramente lo conmina a una especie de convenio con el sufrimiento y la fidelidad a los colores blanco y azul, que identifican esa raza de futbolistas, de buen toque de pelota, de fe,  historia y tradición. “Si no sufres, no eres de Alianza”, es una frase popular de cualquier ‘victoriano’, que guarda relación con el drama que un hincha debe de tolerar para lograr hazañas como la del último domingo, cuando Alianza Lima se coronó campeón de 2017, luego de ganar 2-0 a Comerciantes Unidos en Matute.

Si aludimos a la palabra justicia en nuestro título, se lo explicamos. Un equipo 0 club de fútbol que ganó el Torneo Apertura y Torneo Clausura, claro que tiene todos los argumentos para alzarse con el rótulo de “Justo campeón”. Pese a que se ha debatido y cuestionado, en todo el año que se culmina, el juego de Pablo Bengoechea, este fue capaz de consolidar un esquema que rindió, que fue eficaz en los momentos críticos. Cabe señalar que esta apreciación se erige dentro de un campeonato irregular.

La columna vertebral con Leao Butrón, quien tuvo un espectacular año y a nuestro parecer el mejor de 2017; Miguel Araujo y Gonzalo Godoy en la defensa le dieron cierta sobriedad cuando se les requirió. Araujo con el plus especial de clasificar al Mundial de Rusia 2018. Luis ‘Cachit0’ Ramírez se puso el equipo al hombro en el Clausura y junto a Rinaldo Cruzado (capitán) le dieron a la primera línea del mediocampo blanquiazul la experiencia y buen pie para que funcione con eficiencia. El uruguayo Luis Aguiar no solo fue el goleador de este año, sino que le dio la pausa necesaria para generar fútbol en el cuadro de La Victoria. Mención especial para Carlos Ascues, quien desde el momento que se puso la camiseta de Alianza, destacó en su juego vertiginoso y provechoso para los intereses del título, inclusive anotando goles claves.

REALIDAD EN LO ECONÓMICO

A diferencia del ‘compadre’ en Alianza se prefirió tener las cuentas en azul y no hacer exabruptos por contratar a jugadores. Se buscó lo justo en cuanto a contrataciones, es así que los sueldos de los jugadores siempre estuvieron al día y le permitieron al plantel enfocarse solo en los partidos, sin distraerse en perder puntos en mesa.

Para muchos se obtuvo la estrella número 24 (por el título de 1934), sin embargo el ente rector del fútbol peruano no lo considera así. Lo único cierto es que con 23 o 24 títulos el incondicional hincha ‘íntimo’ camina inflando el pecho de saber que su equipo fue el que más méritos hizo en la cancha.

 

¡Felicitaciones a todo el pueblo ‘grone’!

 

 

 

Acerca del autor

+ posts

Periodista y apasionado del fútbol. Seriedad en la información. Director periodístico y cofundador de Revista Cosa Seria.

Comentarios

comentarios

2 thoughts on “ALIANZA LIMA 2017: EL JUSTO CAMPEÓN DEL DESCENTRALIZADO

Comments are closed.